Confirmación

 

Recibir al Espíritu Santo en el sacramento de la Confirmación no es algo obligatorio, pero sí es algo a lo que cualquier persona que viva el Evangelio debe aspirar. Es el sacramento de la madurez cristiana y forma parte de los tres sacramentos de la Iniciación cristiana: Bautismo, Eucaristía y Confirmación.

 

Los niños que deseen recibir este sacramento deberán apuntarse en la parroquia al comenzar 1º o 2º de la ESO.

La celebración se hará,una vez completado el ciclo de dos años, a comienzos del curso escolar inmediato al último curso de catequesis.